Revista

Remordimientos

Finalmente pudo revelarle a otro ser humano el secreto que lo torturaba

Yo nací y crecí en un ambiente muy dominado por el alcohol, es uno de esos lugares en los que se considera todo como una buena excusa para beber. Si nace un niño, hay que festejar, si alguien triunfa en la escuela, se alegra todo el barrio, porque ya se sabe que se avecina un gran reventón con muchísima bebida, y si alguien muere, se le despide con los tragos que más le gustaban al difunto.

Yo creía que todo esto era normal, y me unía feliz a los festejos de cualquier acontecimiento y poco a poco comencé a probar el alcohol. Oficialmente empecé a beber en el colegio.... Login to read more
Not a subscriber? Click here to subscribe.