Revista

De la edición de Enero-Febrero 1998.

¿Qué es un padrino?

El que a buen árbol se arrima buena sombra le cobija.

Hace algunos años cuando empecé a escribir estos artículos que titulo “Los refranes y mi programa," asocié este refrán con la relación especial y maravillosa que existe entre un alcohólico y su padrino. No me refiero, específicamente, a la persona que, por fortuna, te llevó el mensaje, aunque frecuentemente sea el mismo; sino a aquél, de quien después de que te percataste de su follaje espiritual, escogiste libremente, después de ponderarlo, como tu padrino. ¿Qué te indujo a escogerlo? Piensa y medita. Sin embargo, ¿no te has preguntado a veces, dependiendo de cuán acorde está su punto de vista con el tuyo, si habrás escogido bien?¿Cuántas veces no has contemplado la idea de cambiarlo porque su enfoque no te parece correcto? Al pasar el tiempo, apenas sin percatarte, te das cuenta de que su sombra aún está ahí porque, después de todo, tenía razón en sus argumentos. De nuevo te sientes bien y le das gracias al Poder Superior por el árbol que te cobija. 

Nuestros miembros más antiguos fueron iluminados por Dios, en la creación de esa relación personal de padrino/ahijado. En verdad es una relación rara, ya que en nuestra sociedad de Alcohólicos Anónimos solemos jactarnos de que aquí no se dan consejos ni mucho menos admitimos correcciones. Sin embargo, al escoger padrino ¿no estamos en realidad facultando a ese ser para que nos ayude, de la forma que estime más conveniente, cantándonos las verdades como las ve y aunque a veces nos haga rabiar aun cuando no lo demostremos?

-- Chago R.

Lomas Verdes, Puerto Rico

Para leer el artículo completo usa el enlace para empezar los 7 días de prueba gratuita.